CULTURA A GOLPE DE CHEQUE

Es un hecho innegable, que desde la creación del arte como concepto, aproximadamente a finales del siglo XV, al margen del mecenazgo de la iglesia, los coleccionistas y mecenas privados, han estado unidos a los artistas, sus obras, la colección y comisión de las mismas. Nombres como el de la familia Medicci, que pusieron bajo su ala a Miguel Ángel, son un ejemplo de las grandes figuras impulsoras de las artes de su momento, una costumbre que hoy, cuando estamos inmersos en una de las fases más trepidantes en cuanto a lo que a mercado del arte se refiere, no ha desaparecido, simplemente han cambiado de nombre.

 

Al igual que existen grandes obras de arte, con precios astronómicos, como la vendida hace apenas un par de semanas de Jean Michel Basquiat por 110 millones de dólares, también existen obras que no pasan por subasta y que han sido adquiridas por los coleccionistas más exquisitos de todas partes del mundo. Keneth Griffin ha adquirido obras como Interchange de Willem de Kooning o nº17 A de Jackson Pollock por 300 millones cada una respectivamente. Magnates como Steven A. Cohen adquirieron obras de grandes figuras del arte moderno como Picasso, por 155 millones, sin discriminar las últimas tendencias del arte contemporáneo de Willem de Kooning en su obra Woman III, por 137 millones de dólares. Aunque ocasionalmente encontramos figuras anónimas que adquieren obras de Andy Warhol con sus Silver Car Crash (105 millones de dólares), o el Retrato de Adele Bloch-Bauer de Gustav Klimt por 87 millones, también encontramos coleccionistas más reconocibles, como puede ser la familia real de Qatar que compró piezas de Munch, una de sus obras más famosas, de título El Grito, Paul Cézanne y sus Jugadores de Cartas, o el famoso Nafea Faa Ipoipo de Paul Gauguin por 119, 250 y 300 millones respectivamente.

 

Continua leyendo en…https://okdiario.com/opinion/2017/06/02/cultura-golpe-cheque-1044066?utm_source=sharebuttons&utm_medium=mashshare&utm_campaign=mashshare

EL ARTE DE VENDER ARTE

Todo ser humano es un vendedor. La venta comienza en nuestro nacimiento, es la primera habilidad que aprende un niño. Entonces ya sabe que con una sonrisa conseguirá un abrazo. Más tarde, según va creciendo, con una buena nota en el colegio conseguirá una bicicleta nueva; Un buen trabajo se conseguirá en la entrevista donde habló de sus buenas cualidades; una pareja que consiguió tras vender su marca personal…etc. De una forma eficaz el arte de vender resume el viaje de la vida. Lo que somos y adquirimos en la vida es el resultado de una venta y por ello el saber vender bien es una de las habilidades más importantes que podemos adquirir.

Estas habilidades de venta que utilizamos en la vida diaria se pueden aplicar en el lugar de trabajo, vendiendo no solamente la marca personal de uno mismo, sino la marca de un producto. Como cualquier disciplina, la venta es un arte que requiere práctica para su mejora. Al igual que otros talentos y habilidades que se perfeccionan con el tiempo, la venta de arte requiere años de entrenamiento y experiencia de mercado junto con habilidades que lleven a dominar la acción de venta en este campo.

La base en la venta del arte es la confianza. Independientemente de tener un profundo conocimiento del mercado, la confianza que un cliente deposita en un vendedor es el elemento más valioso y a la vez más difícil de conseguir. La confianza puede tardar años en construirse y en ocasiones con un solo error se disuelve. Por experiencia propia, la mayor confianza es la que valida el éxito. En cada compra el objetivo es aunar la estética con el poder adquisitivo y con ambos componentes tratar de conseguir la mejor obra posible. La validez de la compra se muestra con la evolución de la obra en el mercado y la subida de valor de esta.

 

Continua leyendo en..https://okdiario.com/cultura/2017/05/05/arte-vender-arte-967949

EL PINTOR ESPAÑOL, MAILLO

Las obras de Maillo son una buena inversión por menos de 6.000 euros. Una inversión de presente pero, sobre todo, de cara al futuro. Un joven que hace del talento gran parte de su ADN. Oriundo de Getafe, tiene 32 años. Es licenciado en Bellas Artes por la Universidad Complutense de Madrid y está representado por la Galería Ponce+Robles en la capital de España. Sus obras ya se encuentran en colecciones de China, Francia, Colom­bia, Perú, México, Brasil, Suiza o Alemania.

1. ¿Cuáles son tus comienzos después de graduarte en Bellas Artes por la Universidad Complutense de Madrid?
Soy seleccionado por Virginia Torrente para participar en la primera edición de Intransit, donde algunos alumnos recién licenciados entramos en contacto por primera vez con críticos, comisarios, galeristas y demás agentes de la escena artística para desarrollar una exposición en formato de laboratorio de intercambio de ideas. Antes de esto también fui seleccionado por el departamento de pintura para participar en el stand de la Universidad Complutense en una feria. Ahí realice mis primeras ventas, vendí todo un montaje de obras de pequeño formato. Meses después de esto, conozco a mi galerista José Robles y acordamos una exposición individual que tenemos que aplazar ya que Juan Ugalde me selecciona para participar en la exposición institucional A Vueltas con la Maldita Pintura en el Museo ICO.
¿Cuáles son tus referencias históricas y con que artistas te sientes mas identificado?
George Condo, Jonathan Lasker, Philip Guston, David Salle, son mis pintores de cabecera. Sin olvidar a Basquiat, Twombly, Tapies, Picasso, Goya o Velázquez, referencias básicas. Pero me siento muy identificado y atraído con la manera que tenia Picabia de entender la pintura. Otros pintores mas actuales con los que mi obra puede dialogar más y que sigo por redes son: Trudi Benson, Paulo Nimer Pjota o Josh Reames.
Tu fuente de inspiración son los cómics, la música y las series de televisión. Bebiendo así de la brecha entre baja y alta cultura, ¿qué quieres trasmitir?
Quiero transmitir la complejidad de vivir hoy en un mundo a toda hostia para el cual no estamos preparados, donde la capacidad de discernimiento de una realidad que no llegamos a entender está desbordada… No sabemos muy bien como nos afecta. ¿Cómo nos hacemos a nosotros mismos? ¿Son impuestas nuestras necesidades o propias? Yo me agarro a la cultura, entendido ésta como una red de referencias, conexiones y conversaciones. Pongo eso en el lienzo a modo de mapa conceptual, de campo de batalla. Líneas y manchas se superponen en un dialogo delirante fluyendo orgánicamente, espejo del propio mundo… Aprendiendo, desaprendiendo, progresando y regresando. Quizás todo esto transmita miedo o ansiedad, pero también mucho esplendor y yo fluyo ahí, en esa imagen verdadera del mundo que ya no entiende la exclusividad aristocrática del gusto.

Continua leyendo en…https://okdiario.com/opinion/2017/03/04/maillo-pinta-futuro-artistico-espana-798331

EL MUNDO DEL ARTE NEOYORKINO QUIERE A HILLARY

El arte contemporáneo tiene un fuerte componente político. Su lenguaje abarca cualquier tema de nuestra sociedad actual. El condicionamiento de la sociedad de un país es el reflejo de su política. Con lo cual, cada vez son más los artistas que alzan su voz para hacerse escuchar en un ámbito político. El centro del arte contemporáneo a nivel mundial sigue siendo Nueva York. Está por encima de Londres por dos obvias razones: el arte contemporáneo americano sigue siendo en su totalidad de mayor calidad que el británico y el primer comprador de arte contemporáneo a nivel mundial sigue siendo con gran diferencia Estados Unidos. A día de hoy, Nueva York es el primer referente de arte contemporáneo a nivel mundial. Desde 1988, y por ocho mandatos consecutivos, Nueva York ha sido un estado demócrata incansablemente.
El mercado del arte neoyorkino apoyó a Hillary. Entre las muchas galeristas mujeres conocidas por ser demócratas como Mary Boone o Marian Goodman, el magnate y galerista Larry Gagosian, organizó una gala en una de sus galerías del barrio de Chelsea con el fin de levantar dinero para su campaña electoral. Entre otras, se subastaron obras de Jeff Koons, Barbara Kruger, Sarah Sze, Chuck Close y Cindy Sherman. Una de las obras más mediáticas fue de Elliott Arkin, que representaba una paleta de puja emulando a las de las casas de subasta con la cara de Trump con la boca abierta y una pelota de goma atada a ella con la idea de que el golpe hiciera que la pelota apuntara a la boca para hacerle callar. Hillary no pudo asistir a la gala, por ello durante el verano en los Hamptons en casa de los coleccionistas, Lisa y Richard Perry, se celebró un cocktail donde ella pudo personalmente agradecer a los artistas su apoyo, reafirmando una vez más la importancia que el arte tiene en la sociedad actual.

 

continua leyendo en… https://okdiario.com/opinion/2016/11/25/mundo-del-arte-newyorkino-quiere-hillary-557348

POR QUE UN RECOGEDOR Y UNA PIEDRA ES ARTE

Cada año durante la feria de ARCO los informativos buscando polémica, o por falta de conocimientos sobre arte, hablan principalmente del vaso medio lleno que se ha vendido por 20.000 euros o del recogedor con una piedra que se ha vendido por 3.000 euros. Pocas veces hablan de las nuevas propuestas o de las obras maestras que se presentan en la feria. A los medios, y a la masa en general, les gusta ver cómo se ha vendido la piedra y el recogedor. Esto hace que la gente siga sin entender el arte y, sobre todo, que no despierte su interés.

La piedra y el recogedor y el vaso medio lleno es arte conceptual. El arte conceptual no es para todo el mundo, es un paso superior dentro del coleccionismo. Es como los amantes de la opera, sólo unos pocos pueden apreciar realmente las seis horas de una opera de Wagner. Siempre es más fácil empezar por la opera ‘Carmen’ de Bizet, al igual que por una pintura que nos llama la atención por su estética. ¿Que es la estética? La mejor definición de la estética que he leído es la de los filósofos americanos Monroe Beardsley y John Hospers: “La estética es la ciencia que estudia el conocimiento sensible, el que adquirimos a través de los sentidos.” Se podría decir que la estética es la ciencia de los sentimientos. Y el arte, especialmente el arte contemporáneo, lo que pretende es provocarlos. ¿Es el arte conceptual estético? Puede serlo, sin embargo no suele ser su premisa. El arte conceptual es mirar una obra con la mente, no con los ojos. La conceptualización de la obra es más importante que el objeto o su representación. Es decir, el arte y el mensaje está en la idea de la obra, no en cómo está representada.

 

Continua leyendo en…

https://okdiario.com/opinion/2016/11/03/que-recogedor-piedra-arte-496691